Nuestros coches favoritos

foto isabel tallon para vertigo

Una gran mayoría de mis clientes más fieles son conductoras. Ejecutivas, empresarias, abogadas, amas de casa, escritoras, profesoras o jubiladas; casadas, divorciadas y solteras; con hijos, sin hijos; de todas las edades y nacionalidades. Son mujeres más o menos jóvenes, con o sin pareja, pero todas comparten un vínculo común, más bien, una necesidad: su coche.
Cada vez que una clienta viene al taller, nos plantea la misma pregunta angustiosa: ¿cuándo podré recuperar mi coche? Prescindir de él durante unos días se convierte para ellas en una dura prueba de resistencia: ¿Cómo voy a trabajar-llevo los niños al colegio-hago la compra SIN COCHE? Nuestros coches de sustitución tienen por tanto que estar a la altura de sus vidas. Un dato: en la Comunidad de Madrid, el número de viajes que se realizan a diario en la ciudad, ya sea en coche, moto o taxi, supera los 4,5 millones. La mayoría de nosotros pasamos casi dos horas diarias metidos en el coche, bien acudiendo al trabajo, llevando los niños al colegio o realizando gestiones básicas, como ir a comprar. Realmente dependemos del coche, necesitamos el coche, no podemos vivir sin el coche. Esta máquina infernal se ha convertido en nuestro compañero más fiel, pasamos con él más tiempo que con nuestra pareja o el perro.
Pero, es triste decirlo, los fabricantes de coches no suelen pensar en nosotras las conductoras cuando diseñan un nuevo modelo de vehículo. Rara vez tienen en cuenta nuestros gustos, nuestras prioridades o nuestro estilo de vida a la hora de crear un nuevo automóvil. Si le preguntas a una mujer cómo es su coche soñado te dirá que debe ser bonito, sí, pero mejor si es cómodo, y sobre todo fiable. Lo principal para nosotras es que no nos falle en el momento inoportuno. Nuestro coche favorito siempre tendrá un gran maletero, donde meter sin esfuerzo todo el equipaje necesario, la compra de 15 días o ese mueble increíble que encontramos en un rastrillo. Debe tener amplitud para las piernas, ya que nos gusta conducir con zapato plano pero queremos ponernos los tacones sin necesidad de abrir la puerta. Es indispensable que lleve un navegador fácil, porque siempre tenemos prisa, así que no queremos perder media hora programando el destino al que nos dirigimos. Y, sobre todo, tapicerías a prueba de manchas, para que nuestros hijos puedan beberse el zumo en el coche sin complicarnos la vida.
¿La potencia? Bueno, teniendo en cuenta que solemos respetar las normas de velocidad de Tráfico y cuidamos el consumo de gasolina, el asunto de cuántos caballos tiene el motor del coche no es un tema que nos preocupe demasiado. Eso se lo dejamos a los hombres.
Isabel Tallón – MOTOR siglo21
Tenemos todo lo que tu coche necesita

motor siglo XXI

Acerca del autor de la noticia

RevistaVértigo

RevistaVértigo

Contar historias
Vértigo es un sueño puesto en acción. Es una obsesión por lo importante; ya sabes: si te han disparado una flecha, pide ayuda urgente, no te preocupes por conocer el color del arco...
Vértigo va a contar historias. En papel y por supuesto aquí, en internet. Con sencillez, con rigor, y con tu participación, lector. Vértigo quiere ser una revista ajena a la actualidad local: ni los sucesos, ni la política son nuestra referencia. Somos una publicación que mira al mundo. Somos humildes, imperfectos y empezamos en Móstoles y Arroyomolinos. Ah, y queremos crecer.

Envía un comentario