Cuando la costura es alegría

En los dominios de Patchwork and Company, en Móstoles, Rocío Barroso tiene dos premisas irrenunciables: que la gente se lo pase bien y que aprenda.

_MG_7803
El patchwork es una técnica de costura en la que se usan retales de tela que al coserlos generan dibujos geométricos, hermosos, artísticos. Nuestra anfitriona se aficionó hace una docena de años, cuando todo el material había que importarlo de Norteamérica; lo descubrió en internet, y se enganchó para siempre. El último verbo no es un adorno: “El patchwork es profundamente adictivo”, subraya Rocío. Tanto que con el pasar del tiempo ella se animó a abrir su propio taller en el sótano de su casa, y finalmente una tienda muy vistosa en la calle del Pintor Ribera en Móstoles, donde hoy tiene cerca de un centenar de alumnas, entre patchwork y lana. “Supone un sacrificio de muchas horas, pero cada día tienes la oportunidad de aprender cosas nuevas de las personas que hacen cursos con nosotras o que vienen a comprar”.
Su especialidad: “El patchwork que uno lleva consigo, no el de museo: hacemos la colcha de nuestra cama, el bolso que llevamos colgado o la bufanda de nuestras hijas”.
En Patchwork and Company venden todos los productos para esta costura y también lanas para punto y ganchillo. Rocío ofrece una sesión semanal de dos horas y media, por grupo. De patchwork y de costura creativa, juntas. La atracción está garantizada: “Por verte haciendo algo nuevo con las propias manos, y por la reunión, siempre muy animada y donde se desconecta del exterior y se congenia con otras personas”.
_MG_7811¿Te animas?
Patchwork and Company
c/ Pintor Ribera, 5
91 016 05 72

Acerca del autor de la noticia

RevistaVértigo

RevistaVértigo

Contar historias
Vértigo es un sueño puesto en acción. Es una obsesión por lo importante; ya sabes: si te han disparado una flecha, pide ayuda urgente, no te preocupes por conocer el color del arco...
Vértigo va a contar historias. En papel y por supuesto aquí, en internet. Con sencillez, con rigor, y con tu participación, lector. Vértigo quiere ser una revista ajena a la actualidad local: ni los sucesos, ni la política son nuestra referencia. Somos una publicación que mira al mundo. Somos humildes, imperfectos y empezamos en Móstoles y Arroyomolinos. Ah, y queremos crecer.

Envía un comentario