La policía de Arroyomolinos salva a un bebé de morir por atragantamiento

Ocurrió en la noche de ayer, sábado, en Arroyomolinos. Una familia avisó al 112 de que su bebé de un mes sufría un atragantamiento que podía ser letal. Los servicios sanitarios, entonces, pidieron a la policía local colaboración mientras llegaba la ambulancia.

—Cuando la patrulla llegó a la vivienda de forma inmediata los agentes se hicieron cargo del bebé y le realizaron las maniobras adecuadas para que recuperase la respiración y poder mantenerle las constantes vitales, hasta que llegó la UVI móvil —cuentan desde el Gobierno local.

Al llegar los sanitarios, los agentes trasladaron al bebé hasta la camilla donde expulsó por la boca la leche materna que le había producido el atragantamiento. Los agentes han recibido numerosas felicitaciones por su acción, entre otras de la alcaldesa. “Sois nuestros ángeles de la guarda”, ha dicho Ana Millán.

Envía un comentario