Un perro potencialmente peligroso y sin licencia mata a otro perro en un pipicán de Alcorcón

Un perro potencialmente peligroso mató el miércoles a otro perro en Alcorcón, en un espacio destinado a que estos animales hagan sus necesidades, en la calle Noya. Los policías locales que acudieron al lugar de los hechos descubrieron que la propietaria del perro agresor no tenía la licencia imprescindible para cuando se tiene un animal peligroso. Y, por tanto, tampoco tenía el seguro de responsabilidad especial que la normativa exige. Por ambos motivos, la policía local presentó una denuncia contra la dueña del animal.

Los dos perros fueron trasladados a toda prisa al Centro Integral de Protección Animal en Alcorcón para la intervención veterinaria. Con todo, no le pudieron salvar la vida a la víctima.
El perro de raza potencialmente peligrosa llevaba un bozal que incumplía la normativa, y los agentes lo incluyeron en la denuncia.

La policía local de Alcorcón ha aprovechado para recordar que es crucial que los propietarios de animales potencialmente peligrosos cumplan las normas: inscripción en el registro, seguro, bozal adecuado, una correa de menos de 2 metros y solo un animal de este tipo por persona.

Envía un comentario